martes, 1 de septiembre de 2015

Nivelazo



Pues mi Carmelita Salinas ya es diputada federal. Y mucha gente se le fue encima porque la actriz, como ella misma lo reconoce, no tiene ni idea de lo que significa la política. Por lo tanto, según sus detractores, el nivel del debate en nuestro país se viene abajo. Agárrense, porque la corcholata llegó al congreso.

Y yo pregunto, querido lector, ¿de verdad la señora Salinas denigra a tan distinguida élite? ¿Qué tienen, por citar algunos, Cuauhtémoc Blanco, Héctor Suárez, Héctor Bonilla, María Rojo, Silvia Pinal o Ana Gabriela Guevara que no tenga Carmelita? He visto subir a las tribunas diputados y senadores que no saben ni leer. 

Diputados borrachos que presumen su fuero, otros que dizque hacen cine y pasean en motocicleta, delegados que chocan camionetas que no podrían comprar con su sueldo, legisladores que van a dormir a su curul y que ganan 74 salarios mínimos, otros que detienen en el aeropuerto con su buen cargamento de armas. Están los escandalosos, los que charolean a todo el mundo y arman un zafarrancho igual en una sala de cine que en un mostrador de línea aérea. Por no hablar de las maravillosas trifulcas que se han desarrollado en el pleno. El mismo ex presidente Fox. ¡Gran nivel ¿no?!

Por eso Carmen Salinas estará a la altura de las circunstancias. Su intención es abogar por los derechos de los actores del medio artístico, impulsar el rescate de los teatros y demás foros abandonados y mejorar las condiciones de trabajo los actores. Seguro serán parte importante de la Comisión de Cultura y Cinematografía de la cámara baja. ¡Mi Carmelita tan bonita y tan hermosa y tan linda ella con su trajecito sastre que se mandó a hacer y sus zapatitos de tacón galleta!

Obituario: #FueraBueno


No hay comentarios:

Publicar un comentario