lunes, 9 de agosto de 2010

¡Qué triste es decirnos adiós!

Con un merecido homenaje en Bellas Artes México despidió a Roberto Cantoral...
No voy a hacer aquí una semblanza, durante todo el día, en todos lados habrá oportunidad de ver y oír muchas (unas muy buenas y otras francamente muy malas. De estas última hoy he oído varias)
La casa del compositor, en Lindavista, tiene pintada en la fachada un pentagrama con las notas de "El Reloj", sin duda esas notas también están pintadas en la cultura popular de este país.

Cantoral escribió muchas canciones de "despedida", es decir, diciéndole adiós a un amor: "El reloj", "La barca", "Al final", "El triste", "Noche no te vayas", "Regálame esta noche", "Yo lo comprendo", entre otras. Son canciones hermosas que reflejan muchísimo dolor. Son canciones que podrían ser secuelas. Hasta podríamos decir que se le ocurrieron en la misma noche ¿no?

Cantoral le habla al amor que se va, se le enfrenta, le habla a la cara, le grita su dolor, le cuenta su pena, ruega, implora, pide que el amor simplemente no desaparezca.

Pero sabe perfectamente que va a desaparecer, porque todo en la vida, aunque sabe que lastima, lo que empieza termina. Y cuando ya no tiene ninguna esperanza y el tic tac le recuerda su irremediable dolor y no concibe que la distancia es el olvido, aún puede pedirle al reloj que no marque las horas, a la noche que se quede para siempre y al amor que le retrase la muerte, porque prefiere morir que separarse. Aunque al final sabe que se quedará como un cristo, con los brazos abiertos...

Así, lo único que le queda es saborear su dolor, sin pedir compasión, ni piedad.

Maestro: Hoy nuestra playa se viste de amargura, porque su barca tiene qué partir... Su muerte nos cubre de angustiosa soledad.

Obituario: La playa de "la barca" es la playa Miramar y está en Tampico, Tamaulipas, donde nació Roberto Cantoral en 1935. ¡Adiós paisano!

1 comentario:

  1. Charly (de nuevo yo, quué te digo ya soy fan), un maestro sin duda de la composición en México. NO estoy criticando, pero creo que se le da más mérito a otros como 'El Buki' o 'Juanga', pero para las guarapetas, las borracheras con los amigos, poner canciones de adiós como las de Cantoral es típico.
    Se nos va un grande, todos en algún momento nos iremos (aunque tengo esperanza de que antes que otro genio se vaya el Daddy Yankee), no nos queda más que llevarlo en el recuerdo y entonar siempre sus canciones. ¿Quién no le dedica 'el Reloj' a alguna fémina? Qué decir de la de 'Al final' o 'El Triste' o 'Regálame esta noche'; yo todas esas las dedico y no me canso de hacerlo. Que descance en paz el maestro Cantoral. Un abrazo hermano!

    ResponderEliminar